sábado, 18 de octubre de 2008

La periodista peruana Magaly Medina ya está en prisión


La periodista peruana y conductora de TV Magaly Medina fue trasladada anoche al penal de mujeres “Santa Mónica” en Lima (Perú) luego de ser condenada a cinco meses de prisión efectiva por difamar a la estrella del fútbol peruano Paolo Guerrero.
Foto: EFE/Andina/Jack Ramón
El delantero del Hamburgo alemán Paolo Guerrero se mostró satisfecho con la condena a cinco meses de cárcel por difamación impuesta a la conductora de televisión Magaly Medina, al considerar que ella está pagando un delito que lo afectó laboralmente.
“La cárcel no se la deseo a nadie, se está pagando por un delito que ella cometió contra mi persona, como es la difamación“, dijo Guerrero desde Alemania en declaraciones a FM Capital del grupo RPP de Perú, tras acotar que la sentencia contra Magaly se la toma “con mucha tranquilidad”.
Magaly acusó a Guerrero de haber abandonado la concentración de la selección nacional peruana en vísperas de un partido frente a Brasil para salir hasta la madrugada con una modelo
“Todo lo que habló de mí fue mentira, me difamó, habló mal contra mi personas, publicó en su revista cosas que no me gustaron, que me hicieron perder contratos, estaba en conversaciones con una empresa peruana en Lima. Todo se congeló. No volví a hablar con los equipos europeos que me pretendían”, subrayó el futbolista.
Un tribunal peruano condenó ayer Magaly Medina a cinco meses de prisión y a su productor Ney Guerrero a tres, y además ordenó el pago de 80.000 soles (unos 23.000 dólares) de reparación civil en favor de Guerrero, en una sentencia que ya ha sido apelada por la defensa de Magaly, conocida como ‘Urraca’.
Magaly había afirmado en su revista y en el programa que conduce en la cadena peruana ATV que el jugador abandonó en noviembre pasado la concentración de la selección nacional en vísperas de un partido frente a Brasil por las eliminatorias mundialistas para salir hasta la madrugada con una modelo, pero Guerrero demostró que la acusación no era cierta.
El jugador peruano no descartó en retirar la acusación si Magaly se retracta, tal y como se lo pidió en una carta que le envió a la conductora de televisión tras estallar el escándalo y que la Urraca rompió frente a cámaras.
“Cuando empiezan a restringir tu libertad de expresión, es porque eres un verdadero enemigo de sus intereses” (Abel Desestress)